marisaroma

Aprendiendo español juntos

Los judíos – diáspora y regreso

Expulsión y migración de los judíos

En 1492, temiendo a la amenaza de la minoría judía y intentando crear una España unida bajo la cristiandad, los reyes católicos expulsaron a todos que no eran católicos. Dentro del grupo de expulsados eran los sefardíes, judíos de origen español. En esta época, había alrededor de 200.000 sefardíes viviendo en el país.

Empezando en el siglo XV, los judíos migraron a otros países intentando encontrar un nuevo país que les aceptara. La primera migración aumentó la población judía alrededor del mar mediterráneo. La mayoría fue a África pero muchos también se mudaron a países muy lejos como Turquía e Israel. Los siglos XVII y XVIII vieron la migración de los judíos a otros países en Europa como Francia, Inglaterra, y Alemania. No importa donde se mudaron, trajeron con ellos la cultura sefardí que empezó en España.

Los sefardíes actualmente

Según Euronews, los descendientes sefardíes mundiales cuentan en los tres millones. Aún más asimilaron a la religión y cultura del siglo XV y no saben que son descendientes de los expulsados. La mayoría (673.000-725.000) vive a Israel y Francia (310.000-350.000) con otras poblaciones notables en los Estados Unidos, Argentina, Brasil, Turquía, y Venezuela. Este año, 2015, 90.000 a 500.000 de estas personas pueden beneficiar de una ley nueva de España.

Ley para la nacionalidad española

Recientemente, los españoles están intentando arreglar lo que se llaman ¨un error histórico¨. Los judíos nunca debían sido expulsados de España y el país está facilitando el regreso de esta población. Ahora, sefardíes pueden obtener la doble nacionalidad si pueden probar que sean sefardíes españoles. Esta nueva ley elimina el impuesto de 75€ para las personas que quieren la nacionalidad. Sin embargo, en vez de pagar el impuesto, hay gastos como, por ejemplo, los notarios públicos. Para tener una pasaporte utilizando esta ley, hay dos necesidades.

  1. Hay que probar que eres sefardí a través de certificados publicados por la comunidad judía. Puede tener apellidos sefardíes, una partida de nacimiento o un contrato matrimonial que pruebe la descendencia sefardí. Además, hay que probar que tiene una conexión especial a la España del pasado.
  2. Hay que probar el conocimiento del ladino (judeoespañol). Esto es un conocimiento básico que se puede probar a través de un test creado por el Instituto Cervantes.

Un represente del gobierno dice que ahora es buen momento para esta ley porque hay crisis política y económica en varios países y los sefardíes quizás quieren regresar. Aunque hay críticos que dicen que esta ley ignora a otros sufridos como nietos de exiliados, saharauis, y musulmanes expulsados durante el siglo XV, por fin España intenta arreglar la expulsión de una manera. Como dice Alejandra Abulafia en el reportaje de Euronews, ¨la pasaporte es la llave a la nostalgia, y España es la puerta¨ para los sefardíes.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Information

This entry was posted on June 21, 2015 by in Tres religiones.
Follow marisaroma on WordPress.com
%d bloggers like this: